Cirugía reparadora y microcirugía

La cirugía reparadora está orientada al tratamiento de diversas patologías de menor o mayor complejidad que requieren la utilización de técnicas quirúrgicas depuradas para lograr el mejor resultado funcional y estético. 

Microcirugía reconstructiva

  • La microcirugía es una técnica quirúrgica en la que se utiliza equipo de magnificación (lupas quirúrgicas y microscopio), para poder realizar el manejo atraumático  de pequeñas estructuras como vasos y nervios. Permitiendo suturas de vasos menores a 1 mm de diámetro. 

  • Esto permite la transferencia de tejidos (piel, músculo y/o hueso) de un área del cuerpo para reconstruir otra.

  • Con este tipo de cirugías se pueden realizar tratamiento de: lesiones de nervios periféricos y de plexo braquial, cobertura de grandes defectos traumáticos u oncológicos, reconstrucción de perdidas digitales, reconstrucción mamaria, entre otros procedimientos.

Cirugía de mano

  • La cirugía de mano es un área quirúrgica dentro de la cirugía plástica, que permite la corrección funcional así como estética de de los distintos trastornos de la mano: óseos, tendinosos, vasculares y neurológicos, 

Cáncer de piel

  • Los cánceres que afectan a la piel son muy frecuentes y suelen localizarse en áreas visibles. 

  • La prioridad en este tipo de lesiones está dirigida a lograr curar la enfermedad. Para ello muchas veces se debe remover la lesión y un margen adicional, lo cual puede dejar defectos importantes en zonas donde el más mínimo detalle es notorio como la cara.

  • El tratamiento óptimo de este tipo de cánceres es multidisciplinario. Por una parte el cirujano oncologo pretende asegurar la curación de la enfermedad y por otra el cirujano plástico busca reconstruir la lesión de la mejor manera posible. 

  • De esta manera se logra ofrecer al paciente el mejor tratamiento disponible.